Último verano en Stalingrado, novela

martes, 5 de julio de 2011

De las putas y de sus hijos

Mientras escribía el post anterior, me enteré de las reacciones que está generando en este momento la intervención de la Presidenta de la Nación que prohíbe la oferta sexual en los medios de comunicación.
La existencia de esta forma de explotación promocionada en los mismos medios que reclaman y denuncian, no sin razón, medidas para frenar y castigar el tráfico de personas, ilustra de manera brutal cómo los cafiolos del establishment operan con su doble moral.
¿Basta de promocionar a las putas en los diarios conducidos por sus hijos?
Basta de humillaciones y de discriminación.

No hay comentarios: